Existen diferentes afecciones que pueden causar problemas en nuestro sistema respiratorio. La EPOC es una de ellas ¿Habías escuchado hablar de esta enfermedad? En esta nota te comentamos algunas de sus características.

EPOC Contenido 1

EPOC, también es conocida como enfermedad pulmonar obstructiva crónica, bronquitis crónica o enfisema. Este trastorno es progresivo  y causa dificultad para respirar. Es decir  empeora con el pasar del tiempo.

La EPOC puede causar tos con producción de grandes cantidades de una sustancia pegajosa llamada mucosidad, sibilancias, falta de aliento, presión en el pecho y otros síntomas.

La principal causa es el hábito de fumar cigarrillos. La mayoría de las personas que sufren EPOC fuman o solían fumar. Sin embargo, actuales estadísticas aseguran que hasta el 25 por ciento de las personas con EPOC nunca fumaron. ¡Un dato curioso! La razón se debe a que la exposición a largo plazo  de irritantes de los pulmones como el aire contaminado, los vapores químicos o el polvo también pueden contribuir a la EPOC.

Dialogamos con el Dr. Chirino, neumonólogo de la Clínica Francesa, nos informa sobre esta enfermedad y nos comenta cómo pronosticarla. ” Proponemos un cuestionario, con preguntas sencillas que están validadas, en donde si uno responde más de 4 preguntas como positivas, el riesgo de tener EPOC es alto y se aconseja realizarse una Espirometría.

EPOC Contenido 2

En líneas generales las recomendaciones que deben seguir los pacientes son:

  • Dejar de fumar. Abandonar el tabaco es útil en cualquier fase de la enfermedad.
  • Tratar de evitar la exposición a partículas irritantes en el aire.
  • La EPOC puede empeorar si la persona tiene gripe o neumonía. Por eso quienes padecen esta enfermedad deben vacunarse contra la gripe cada año.
  • Usar broncodilatadores para reducir el espasmo muscular. La inflamación en las vías aéreas puede disminuir mediante el uso de corticosteroides.
  • La administración de oxígeno ayuda a disminuir el ahogo que sienten los enfermos cuando realizan actividades diarias. A largo plazo, además, prolonga la vida de las personas que padecen esta enfermedad.
  • En personas con enfisema grave se puede hacer una cirugía conocida como reducción del volumen pulmonar. Esta opción sólo es viable en las primeras etapas de la enfermedad.
  • En casos extremos se puede llegar a trasplantar el pulmón.
  • Hacer ejercicio, ya sea en casa o mientras se está ingresado en el hospital.